Nocturno (poesía)




                                                                        NOCTURNO



Mis manos no saben morir.

Buscan y buscan y buscan en un bolsillo roto

la abeja dorada de tu risa...

Buscan...

en el pozo inacabado de mi alma

tu líquido beso;

y sobre mi mejilla escuálida de amaneceres

una palabra tuya, tierna,

creando rubios remolinos.


De mis dedos se descuelgan las dudas

como raíces... 

hasta atar mis pies a tierra. ´

Caigo:

Del cuenco de mi mano

una rancia tormenta se desborda 

con agua de caricias.


Quiero tocar música con estas manos azules,

¡música en el mar!

Quiero...

para ti...

Escucha... 

Se hunden...

  ¡tocan tu música!

 Y al otro lado del espeso océano,

tú... 

¡Tú tocas mi música!


Tienes manos de algas verdes y lejanas...

Se nos unen los dedos,

se nos besan,

se nos vuelan

en remolino de arpas bajo el agua...


Nos tocamos  en el sueño del mar.

Estallan  perlas de amor contra las rocas.


Pero

un revuelo de libélulas oscuras

 se cierne.

Las manos 

paralíticas, heladas

no tocan;

la distancia nos golpea

con su masivo cuerpo...

 Nos inocula  el abismo.

                      

                                             

Pero por los orificios

 agónicos del silencio

escapan notas

de tu dedo, de mi dedo...

vencejos negros

 que no saben

 morir.





Comentarios

  1. " Mis manos no saben morir "

    esa frase ... explotó mi cerebro ... Alucinante !!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja, ja, qué gráfica tu expresión. Muchas gracias, Chante Noir.

      Eliminar
  2. Llega un momento (luego de tanto leer durante tantos años) en que uno siente como que las posibles e infinitas combinaciones de palabras pueden llegar a agotarse.
    Pero de pronto el eter pone ante los ojos una maravilla profunda como el mar e intensa como la piel enamorada. Y entonces vemos que lo matemático no importa, importa el arte de transmitir un sentimiento. Como éste, el de tu poema.
    Magnífico.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Pero de pronto el éter pone ante los ojos una maravilla profunda como el mar e intensa como la piel enamorada” No sólo es bellísimo como expresión, sino que además colma sobradamente todas mis expectatativas.

      Tu comentario, como muchos otros que hay más abajo, es de los que me dejan atónitamente feliz.

      Mil gracias a ti, por tu lectura y expresión desde la más fina sensibilidad (igualmente por tu interés en mis cuentos).
      Un abrazo

      Eliminar
    2. Releo mi comentario, en base a lo que decís y creo que me copiaré a mi mismo con esa frase en alguna entrada, jeje. Besos.

      Eliminar
    3. Claro que sí, genial :)
      Besos

      Eliminar
  3. Precioso poema de metáforas, intenso y delicado, como las manos que acarician y que no se rinden ni a la distancia. El amor es más fuerte y las manos y su expresión también.
    Un pplacer leerte Maite.
    Un abrazo inmenso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un placer para mí tu venida, esa impresión siempre tan acertada, sensible y atenta que me dejas. Gracias! Un abrazo enorme, amigo

      Eliminar
  4. Muy bello poema, sin manos, es como quedarse sin alas de cariciar, de escribir, de condimentar.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ... de tocar el piano... Gracias, un abrazo (con manos al final)

      Eliminar
  5. Nunca más veré sin mirar unas manos, les has dado toda la importancia que se me había pasado por alto. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja, ja, no te culpes, seguro que tú ves otras cosas que yo no veo :). Un abrazo

      Eliminar
  6. Sublime, querida amiga… De incalculable belleza. Fuerza y sensibilidad comulgan en estos versos que llegan muy dentro…
    En esas manos todo cabe, todo late y se expresa… Tanto (se)vive a través de ellas…

    Un verdadero placer…
    Abrazo grande, y muy feliz tarde 💙

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. “Tanto (se) vive a través de ellas… “ No sé cómo agradecértelo, Ginebra, deslumbras al hacer poesía y narrativa, pero también al comentar desde el alma.
      Abrazo enorme con corazón

      Eliminar
  7. Impresionante tu poema, Maite.
    De pronto las manos son protagonistas, ven que les falta la sonrisa, el beso, la caricia...Ellas se rebelan, echan raíces, sueltan lluvia y tormentas de su cuenco con tal de recuperar "ese amor silencioso y quieto". Buscan ayuda: la inmensidad del mar, la magia de la música y tratan de "conectar con el otro/a...Pero el amor no muere, aunque el cuerpo si lo haga, porque el espíritu sigue tocando esa melodía que nos une hasta la eternidad.
    Mi felicitación por los recursos poéticos, por la entrega, por la expresividad y la belleza del contenido.
    Mi abrazo entrañable, amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y mi felicitación para ti por tu mirada, siempre penetrante y además original, enriqueciendo allá donde se proyecte. Es un verdadero estímulo tu presencia. ¡Gracias, amiga!
      Mil besos

      Eliminar
  8. Que importancia mas maravillosa le das a esas manos , que son la vida entera. Me gusto la manera que has hecho que las metáforas nos calen en el alma. Un besote grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Campirela linda, por ver la metonimia. Y doblemente por haber comentado dos veces, ya que el poema lo he tenido que reeditar. Eres un sol.
      Un besote sonoro

      Eliminar
  9. Estoy impactada con la belleza y la exquisitez de este poema! Es absolutamente impresionante.
    Tus versos vuelan, se liberan, juegan con nosotros, se entremezclan en el alma.
    Me he quedado emocionada leyéndolo una y otra vez,pensando en tu inacabable capacidad creativa.
    Es maravilloso.
    UN besazo enorme!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bien que te emocione ese vuelo y esa liberación, es justo como yo me iba sintiendo al escribirlo. Gracias, preciosa, también por releer, imaginar y sentir como sientes.

      Agradecidísima. Tus visitas son para mí un soplo de energía pura.
      ¡Besote besosol y resonoro!

      Eliminar
  10. Lo leí y volví a leerlo y volvería a hacerlo mil veces más! Es tan hermoso y profundo, la distancia que vence y es vencida. Las manos tocando sin tocar... Me elevaste. Gracias por tus letras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y tú me elevas a mí, me siento burbujita (no quiero explotar :)). Graciassss enormessss a ti por venir, además estando tan ocupada en hacer felices a los demás reuniéndonos en tus "Palabras".
      Besazo inundado de sol

      Eliminar
  11. es un poema de gran belleza que hace venerar a las manos.
    Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias, Tracy.
      Un beso y mucha luz para ti :)

      Eliminar
  12. Pero qué bonito poema, Maite. Lo leo y parece que fuera una dulce melodía.
    Un beso :))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hoy os habéis empeñado en hacerme flotar, elevarme y bailar... :))
      Gracias, artista.
      Un besote sonriente :)

      Eliminar
  13. Maite, qué belleza de poema. Nuestras manos inhalar vida, envían señales de amor a la parte más profunda de nosotros, y unas veces las usamos para ayudar y otra para sembrar las flores en los jardines de nuestra alma. Y unidad forman la más bella melodía.
    Un cálido abrazo de luz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto! En unidad forman la más bella melodía... Música celestial. Preciosa visión. Salen poemas de tus ideas... "sembrar flores en los jardines del alma..."

      Gracias enormes por tu visita alada 
      Un cálido abrazo, sentido, como el tuyo :)

      Eliminar
  14. Maite: emociona tanta belleza, las metaforas vuelan en tus versos y nos llevan con ellas en el infinito ocèano.
    Me encantò.


    mariarosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por viajar conmigo por el oceáno. Es genial que lo hayas sentido así. Muchos besos

      Eliminar
  15. El poema que quién no quisiera detectar "y poder poner" en tan sonoras palabras... Vos me decís qué sé utilizar los términos. Eso se llama proyección psicoanalítica: ponés en mí lo que tenés de sobra vos, Volarela. No copio y pego ningún verso, no destaco nada puntual excepto todo el poema, envidiable también cómo tras varias varias lecturas resuena...

    Abrazo admirado. Perdón otra vez por demorarme tanto...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Carlos, demórate cuaaanto quieraaaassssss, No time here, please
      “Detectar” y “poder poner” dos cualidades que te sobran... Padecéis la misma proyección psicoanalítica que yo, je,je ;) :))
      Parece que a ambos nos mata colocar la palabra perfecta, esa que define o ilumina, ¡pero tu precisión es de cirujano! :)
      Te agradezco mucho tu comentario, esa sonoridad que oyes, que "detectas"
      Besote resonoro

      Eliminar
  16. Sí, es preciosa.
    Abrazos, másbella :)

    ResponderEliminar
  17. Lo que has escrito es precioso. Una caricia para el corazón, bellísimo.

    Muchos besos Maite!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuánto me alegra que lo hayas sentido así.
      Un fuerte abrazo 😊

      Eliminar
  18. Hola, Volarela.

    Melódico, profundamente bello y azul imagino este delicado poema en el que cada verso desgrana consuelos y desconsuelos, tal como las ondas del mar musicalmente arrullan la arena y le entregan sus conquistas. Me encantó. Y aunque cada verso es un tesoro de infinitos matices, estos me resuenan en el alma:

    "De mis dedos se descuelgan las dudas
    como raíces...
    hasta atar mis pies a tierra. ´

    Hermosísimo. Felicidades, amiga.

    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Mónica!
      Melódico y delicado es aun más tu comentario, esa visión tuya que sigue poetizando más allá de lo leído.
      Me encanta que te hayan resonado esos versos que ahora me parecen las raíces aéreas de un ficus. Las dudas nos inmovilizan realmente.
      Gracias, Mónica. Es un verdadero placer tu vuelta.
      Un gran abrazo :)

      Eliminar
  19. Qué momento tan hermoso, amiga, teniendo a Chopin y a tus versos como compañeros.
    Magnífico en todos los sentidos.

    Gracias y un amistoso abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra compartir contigo ese momento musical y poético. Gracias a ti por pasar por mi rincón.
      Un amistoso abrazo :)

      Eliminar
  20. Hola Maite, pero qué bella sincronía de sutiles e importantes emociones amiga. Si parece que estuvieses inspirada en capítulos de mi vida.

    Buscando un poema anterior tuyo, me encuentro con esta escultura de oro. Tu forma de abordar ese amor a la distancia, de esos deseos inconclusos, de la infinita posibilidad dentro de un marco de oscuras imposibilidades.

    Y esos vencejos que no saben morir... son como la tozuda esperanza que se posa y nunca deja de cantar su melodía en el alma (recordando a la gran Emily...)

    Con cariño y admiración te envuelvo con un extenso y dulce abrazo. Ojalá retomes muy pronto tu pluma. Paty

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero qué bellísima y profunda lectura me haces! Gracias de corazón, Paty, tu presencia es un regalo... Me encanta que te hayas identificado hasta el punto de sentirlo casi como propio.
      Otro abrazo igual de grande y dulce para ti :)

      Eliminar

Publicar un comentario

Gracias por tu sincera opinión